Busca:   en:
Inicio > Revista

La disfasia y su rehabilitación. (Parte II)

El pronóstico es favorable y el ritmo de mejoría está condicionado esencialmente a la maduración de los procesos neurodinàmicos del cerebro mencionados anteriormente, excitación: que hace que se realicen los movimientos y demás funciones y el de inhibición que frena la actividad.
Por su completa dependencia del adulto, el niño es particularmente sensible a toda actitud inadecuada proveniente de quienes lo rodean y suele expresar su frustración con actitudes hostiles, con retraimiento o perturbaciones de funciones orgánicas. Es una respuesta anómala del niño ante la hostilidad, la incomprensión o la indiferencia del medio, como un mecanismo de defensa. Al mismo tiempo desarrolla variados síntomas neuróticos….esa palabra suena muy fuerte, sin embargo su significado es simple, es la manifestación de un conflicto; la neurosis es un trastorno adaptativo; el niño siente que el medio le es hostil y reacciona en consecuencia: a veces con enfermedades psicosomáticas, como asma, diarreas, enuresis etc. y otras con una nutrida colección de actitudes y respuestas anímicas exageradas, crisis de ansiedad, ataques de histeria, actitudes catastróficas( lanzar objetos, golpear, escupir, agredir etc.),También son comunes los trastornos del sueño.

Los niños con disfasia, desarrollan una capacidad extraordinaria para captar las debilidades de las personas que lo rodean y se transforman en hábiles manipuladores logrando convertirse en tiranos, es por ello que es fundamental establecer reglas y límites lo antes posible, con suavidad y firmeza, tratando de evitar en lo posible las situaciones caóticas.


El pronóstico es favorable y el ritmo de mejoría está condicionado esencialmente a la maduración de los procesos neurodinàmicos del cerebro mencionados anteriormente, excitación: que hace que se realicen los movimientos y demàs funciones y el de inhibición que frena la actividad.

Nos damos cuenta que el proceso de excitación está alterado cuando el niño persiste en un tema o palabra, actividad o movimientos motores, ( perseveraciones) incluso cuando hay ecolalia, es decir el niño repite como eco, todo lo que se le dice.
Cuando se altera el proceso de inhibición, la persona tiene dificultades para evocar las palabras o hay un mutismo ( falta de lenguaje) persistente.
Cuando en ambos procesos hay una actividad desordenada, se produce la distracción patológica, la emisión de ruidos o juegos vocales constantes, y cuando hablan… el hablar sin parar, llamado verborragia o logorrea, también se produce la fatiga que demuestra la frustración ante una tarea, esta fatiga se presenta como desgano, agresividad, angustia etc.

Compartir en:

compartir FaceBook

OTROS TEMAS

Síguenos en: Síguenos en Twiter | Síguenos en Facebook | Instagram | pinterest

Enlaces rápidos a temas de interés

BOLETÍN

RSS | XHTML | CSS
Mapa Web | Registro | Contacta
© Majo Producciones 2001-2023 - Prohibida la reproducción parcial o total de la información mostrada