Busca:   en:
Inicio > Revista

Miastenia gravis (MG)

La miastenia gravis es causada por una interrupción en la comunicación entre los nervios y los músculos. Se caracteriza por la debilidad y fatiga de los músculos de control voluntario.

La Miastenia Gravis (MG) es una enfermedad autoinmune caracterizada por la debilidad y fatiga rápida de cualquiera de los músculos bajo control voluntario, debido a que el sistema inmune produce anticuerpos que bloquean o destruyen los receptores de los músculos para la acetilcolina. Con menos receptores disponibles, los músculos reciben menos señales nerviosas, lo que provoca debilidad; en otras palabras, existe una alteración entre los nervios y los músculos. Se piensa que existe una relación con una deficiencia en el timo. Hay pacientes que no tienen anticuerpos contra los receptores de la acetilcolina, pero los tienen contra una enzima que participa en la formación de la unión neuromuscular y requieren un tratamiento diferente.

La debilidad muscular que provoca esta enfermedad empeora a medida que se utiliza el músculo afectado. Generalmente con el descanso mejoran los síntomas, por lo que pareciera que la debilidad va y viene, sin embargo, los síntomas tienden a empeorar con el paso del tiempo y alcanzan su punto máximo pocos años después del comienzo de la enfermedad.

Esta enfermedad puede darse en mujeres de entre 20 y 40 años de edad y hombres de entre 50 y 80 años, aunque puede presentarse a cualquier edad.

Signos y síntomas

La miastenia gravis puede manifestarse de diferente forma en cada paciente, pero se caracteriza por debilidad y fatiga, principalmente después de realizar alguna actividad física, y habitualmente empeora a lo largo del día y es reversible parcial o totalmente con el reposo.

La miastenia gravis puede afectar cualquier músculo de control voluntario, pero hay algunos que se afectan con mayor frecuencia:

Músculos de los ojos

Los primeros signos y síntomas incluyen problemas oculares como caída de uno o ambos párpados (ptosis); o visión doble que puede ser vertical u horizontal y que mejora cuando uno de los dos ojos está cerrado.

Músculos de la cara y garganta

  • Deterioro del habla. La voz puede ser nasal o puede haber hipofonía en función de los músculos afectados.
  • Dificultad para tragar
  • Dificultad para masticar
  • Cambio en las expresiones faciales
  • Fatiga para masticar o hablar
  • Puede haber dificultad para respirar

Esta enfermedad puede llegar a comprometer los músculos respiratorios; en estos casos se puede producir una disnea o una insuficiencia respiratoria aguda y el paciente puede requerir hospitalización.

Músculos del cuello y las extremidades

La miastenia gravis puede afectar la forma de caminar o puede presentarse dificultad para sostener la cabeza.

Es una afectación difícil de diagnosticar debido a que hay otras enfermedades que provocan debilidad. Generalmente la miastenia gravis se trata con fármacos, pero siempre debe ser bajo supervisión médica,

Abierto en agosto

Nuestra tienda permanecerá abierta durante todo el mes

Compartir en:

compartir FaceBook

Síguenos en: Síguenos en Twiter | Síguenos en Facebook | Instagram | pinterest

Enlaces rápidos a temas de interés

BOLETÍN

RSS | XHTML | CSS
Mapa Web | Registro | Contacta
© Majo Producciones 2001-2022 - Prohibida la reproducción parcial o total de la información mostrada