Busca:   en:
Inicio > Revista

La experiencia emocional: previsiones para la lectoescritura. (Parte II)

Las emociones son nuestros arquitectos internos, conductores y organizadores de la mente, que nos dicen cómo y qué pensar, qué y cuándo hablar, qué y cuándo hacer.
El niño aprende del mundo todo aquello que tiene a mano durante la primera etapa de su vida: a través del tacto y el sonido. Toda sensación da lugar a una emoción. Así el niño responde en los términos emocionales o físicos que la propia sensación estimule. Las sensaciones quedan ligadas a sentimientos, y así, originan preferencias.
Asimismo, las ideas que se forman jugando libremente con la imaginación y, luego, conectándolas con construcciones lógicas, desplegables en palabras, sirven para comunicarnos con el resto. Los números, los cálculos y las cantidades no tienen un significado por sí solos, sino que están conectados con alguna experiencia emocional previa: poco: es menos de lo esperado, mucho: es más de lo que quiero.
Cada emoción sensorial tiene un doble código, tanto físico como emocional, que le permite al niño crear su propio código mental de los problemas a los que se enfrenta.
Un niño no aprende a discriminar por aprender las reglas sino por hacer disposición de todas sus claves o set emocional en cada situación. El “regulador-modelador” se constituye a partir de todas sus claves emocionales pasadas, y al enfrentarse con nuevas circunstancias que reproducen una sensación conocida, la mente genera aquella conducta indicada por su modular: bien, mal, correcto, incorrecto.
Toda clase de pensamiento creativo o de resolución de problemas sigue una ruta emocional.
Los aspectos generativos y creativos del pensamiento, como también los lógicos y analíticos, derivan en gran parte, de nuestra experiencia emocional, justicia y misericordia.
Entonces, qué es el desarrollo emocional de un niño?: es alcanzar la capacidad de lograr un equilibrio entre los recursos mentales (cognitivos, psicomotrices, emocionales) con el fin de alcanzar sus necesidades y, así, poder resolver problemas. Es integrar los recursos mentales.
Las emociones son nuestros arquitectos internos, conductores y organizadores de la mente, que nos dicen cómo y qué pensar, qué y cuándo hablar, qué y cuándo hacer.
Conocemos las “cosas” a través de nuestras interacciones emocionales y luego aplicamos ese conocimiento al mundo del conocimiento intelectual (¿razonamiento?)

Desafíos del docente actual en la escuela especial

1- reconocer el estrés infantil y anticiparse para canalizarlo adecuadamente.

2- Ayudar al niño a manejar positivamente su temperamento, a no ser rechazado.

3- Ayudar al niño a expresar lo que realmente siente.

4- Reconocer su mundo y dialogar en su lenguaje, para poder luego modificarlo.

5-Dar seguridad, para tener en quien confiar.

6-Dar pautas para ayudar a otros y sentirse involucrados en hacer algo positivo y constructivo, para incrementar su quantum de energía y confianza




Gastos de envío
G R A T I S
Envíos España península para pedidos superiores a 49,90 euros (más iva) (condiciones)

Compartir en:

compartir FaceBook

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Síguenos en: Síguenos en Twiter | Síguenos en Facebook | Instagram | pinterest

Enlaces rápidos a temas de interés

BOLETÍN

RSS | XHTML | CSS
Mapa Web | Registro | Contacta
© Majo Producciones 2001-2021 - Prohibida la reproducción parcial o total de la información mostrada