Busca:   en:
Inicio > Revista

El intérprete de lengua de señas en la integración de niños sordos a instituciones educativas comunes.(Parte IV)

En ocasiones, la función del intérprete se convierte en la de maestro de apoyo dentro del aula, ya que existe un implícito que considera que debe cumplir un rol que en realidad no le pertenece: “en la práctica y en el imaginario colectivo, muchas veces el intérprete ocupa el lugar del maestro integrador y se espera de él que responda según las expectativas vinculadas a un rol implícito (… de maestro integrador)”.

Imaginarios sociales e ideal ético relacionados con la práctica del intérprete
 
Al comienzo de este trabajo se hacía referencia a la profesión del intérprete como actual y hasta un poco inmadura en nuestro país, convirtiéndose en posible causa de la situación que vive en los procesos de integración. A esto se agregan las circunstancias de su formación que no está incluida, en la mayoría de los casos, en los trayectos de educación universitaria y por lo tanto, influye en su especificidad en la materia a interpretar, que es suma importancia para desenvolverse con idoneidad.
 
Existen investigaciones basadas en observaciones de secuencias de interpretación educativa que abordan los diferentes usos que se hacen del intérprete dentro de las aulas, originando una desviación del objetivo principal de los profesionales: “Los docentes observados hacían diferentes usos del intérprete. Algunos delegaban, en gran parte, la orientación del trabajo asignado y los estudiantes sordos, muchas veces lo consultaban directamente para la explicación de consignas e incluso de contenidos. ¿Intérprete con función de maestro integrador....?” (Famularo, 2009).
 
En ocasiones, la función del intérprete se convierte en la de maestro de apoyo dentro del aula, ya que existe un implícito que considera que debe cumplir un rol que en realidad no le pertenece: “en la práctica y en el imaginario colectivo, muchas veces el intérprete ocupa el lugar del maestro integrador y se espera de él que responda según las expectativas vinculadas a un rol implícito (… de maestro integrador)”. La autora mencionada reconoce que se debe poner en el debate la delimitación de su tarea, que a su vez estará siempre interrelacionada con la de otros actores de la institución en la que está inserto.
 
A pesar de esta situación, la función del intérprete debe ser valorada en su rol específico dentro de la escuela, intentando cumplir con un ideal ético inherente a su práctica laboral. Pero para hacer real este implícito es necesario conocerlo y una forma de hacerlo es a partir de la formación profesional que va a tener en cuenta lo que menciona Vázquez (1981) en Burad (2008): “Cada profesión tiene su ethos, su ideal ético de ejercicio laboral, el arquetipo de profesional. Este ethos se encarna en los llamados códigos éticos que funcionan como meta, como guía o tutela de los profesionales y de la vida del trabajo. Desempeñan una labor de control, de estímulo y coordinación”.
 
Es decir que conocer los fundamentos de actuación, le permitirá ejercer su labor de forma comprometida, sobre todo si se trabaja con niños en instituciones educativas.

   

Gastos de envío
G R A T I S
Envíos España península para pedidos superiores a 49,90 euros (más iva) (condiciones)

Compartir en:

compartir FaceBook

Síguenos en: Síguenos en Twiter | Síguenos en Facebook | Instagram | pinterest

Enlaces rápidos a temas de interés

BOLETÍN

RSS | XHTML | CSS
Mapa Web | Registro | Contacta
© Majo Producciones 2001-2020 - Prohibida la reproducción parcial o total de la información mostrada