Busca:   en:
Inicio > Revista

Entrevista a Rufina Pearson. (Parte III)

Inicialmente es fundamental que el maestro tenga información y formación suficiente para detectar en el ámbito escolar y derivar en forma temprana.

Rufina Pearson | 1/07/2010
5.      Según su criterio, ¿Qué otros profesionales podrían o deberían  participar en la detección de un/a niño/a con trastorno lector?
 
Inicialmente es fundamental que el maestro tenga información y formación suficiente para detectar en el ámbito escolar y derivar en forma temprana.
 
A la hora de realizar un diagnóstico, el psicopedagogo es el especialista en habilidades de aprendizaje que debería detectar la dificultad con precisión. Sin embargo, todos los profesionales que tratan con niños en edad de aprender deberían informarse acerca de los detectores para poder derivar al psicopedagogo para que realice la evaluación pertinente.
 
El fonoaudiólogo que esté trabajando con niños con dificultades en el lenguaje, sabrá derivar a consulta psicopedagógica a los 5-6 años para prevenir y detectar en forma temprana alguna dificultad dado que los niños con problemas de lenguaje tienden a presentar dificultades en la adquisición de la lectoescritura.
 
El psicólogo también debería saber diferenciar cuando acuden los padres a la consulta si el niño tiene indicadores de dificultad, mirando sus cuadernos y atendiendo al ritmo de aprendizaje escolar. Una derivación a modo de control es importante antes de determinar que el niño tiene problemas con la autoestima, porque bien puede estar presentando problemas afectivos por fracaso en el aprendizaje.
 
Un pediatra debería poder indicar a los padres que realicen una consulta psicopedagógica con sólo mirar el cuaderno del niño y escuchar los motivos de consulta de los padres. La sugerencia de “esperar a que madure” no es una opción sabiendo que se pueden detectar dificultades en forma precoz y solucionarlas, mientras que si se espera las dificultades se consolidan y está demostrado que la compensación es menor si se detectan en forma posterior a los 7 años.
 
6.      ¿Cuáles serían las dinámicas para poner en marcha un abordaje interdisciplinario de un/a niño/a con trastornos en la escritura?
 
Un trastorno en la escritura se denomina “disgrafía” y es causado por dificultades en el desarrollo de la motricidad fina. Por ello es importante consultar con terapista ocupacional que es el profesional indicado para tratar las dificultades de este tipo antes de los 7 años. Una vez que el niño ha logrado una buena prensión y control del trazo, el modo de abordaje es de tipo cognitivo, es decir, dándole indicaciones sobre el correcto trazado de los grafismos y exponiéndolo a práctica de los mismos. Esto puede ser llevado a cabo también por un psicopedagogo.

 

Gastos de envío
G R A T I S
Envíos España península para pedidos superiores a 49,90 euros (más iva) (condiciones)

Compartir en:

compartir FaceBook

Síguenos en: Síguenos en Twiter | Síguenos en Facebook | Instagram | pinterest

Enlaces rápidos a temas de interés

BOLETÍN

RSS | XHTML | CSS
Mapa Web | Registro | Contacta
© Majo Producciones 2001-2019 - Prohibida la reproducción parcial o total de la información mostrada